Super Kids On line

Para los niños y los no tan niños

¿Por qué es tan importante que los niños lean cuentos?

La lectura de cuentos desempeña un papel fundamental en el crecimiento y desarrollo de los niños. Los cuentos que leen están llenos de personajes que pueden llegar a ser sus mejores amigos.

También es bueno que los niños entiendan que los libros son una fuente útil de información y que las buenas habilidades de lectura son importantes para el éxito en sus vidas futuras. La lectura de cuentos también ayudará a los niños a aumentar su confianza, para hacer frente a los sentimientos, el lenguaje y el aprendizaje.

¿Por qué es tan importante que los niños lean cuentos?

Aumenta su confianza en ellos mismos

Los niños que saben leer bien son más propensos a tener la confianza en si mismos más alta. Esto les beneficiará en la escuela ya que se sentirán capaces de participar plenamente en las actividades.

Otra parte del fomento de la confianza y la autoestima, es saber dónde encaja en el mundo. Los cuentos pueden ayudarle con este proceso, al mostrar a los niños personajes de todas las partes del mundo y sus costumbres.

Lenguaje y Aprendizaje

Los cuentos son una gran manera de introducir nuevas palabras e ideas en el lenguaje de un niño (desde libros ilustrados para los más pequeños, hasta las novelas más complejas para los adolescentes)

Las historias pueden ayudar a los niños a aprender conceptos como la forma, el tamaño, el espacio y el color, arriba y abajo, dentro y fuera, los números y los nombres de los objetos.

También pueden enseñar a los niños acerca de las tareas cotidianas, tales como la forma de cepillarse los dientes, el cuidado de los animales, la limpieza y el orden y preparar los alimentos.

Los cuentos también son útiles para la enseñanza de las ideas más complejas, tales como la importancia de compartir, el paso del tiempo, la compasión por los demás. Pueden ser útiles también para explicar los acontecimientos traumáticos de la vida, como la desintegración familiar y la muerte.

Mediante los cuentos se le puede mostrar cuán diverso es el mundo y que las vidas de algunas personas son muy diferentes a la suya.

Lo mejor de los cuentos es que aprenden a través de historias, un proceso divertido y de manera natural, con la simple lectura de la historia.

Les ayuda a relajarse

Los cuentos les ayuda a relajarse antes de acostarse, por ejemplo. Permiten que los niños se olviden de las tensiones del día y disfruten de la fantasía por un rato. La familiaridad calmante de una historia muy querida, la rima y la repetición en un libro de imágenes, la sensación de seguridad que el tiempo dedicado a la lectura juntos puede fomentar en ellos, todo ayuda para que el niño se relaje.

Desarrolla su imaginación

Los cuentos ayudan a desarrollar la imaginación de un niño mediante la introducción de nuevas ideas en su mundo (ideas sobre mundos fantásticos, otros planetas, diferentes momentos y personajes inventados).

Se van a poder dar cuenta de que pueden imaginar lo que quieran. La belleza de los cuentos es que pueden ser súper realistas o increíblemente fantásticos. Pueden estar leyendo acerca de los niños que crecen en exactamente la misma situación que ellos o sobre marcianos o sus vacaciones en Júpiter, por ejemplo.

Les hacen lidiar mejor con sus sentimientos

Cuando los niños leen cuentos que contienen sentimientos, comprenden mejor y aceptan sus propios sentimientos. Les ayuda a entender que hay otros niños que se sienten de la misma manera, y que no están solos.

Esto ayuda al niño a comprender que los sentimientos son normales y que se deben expresar. Si observas la respuesta que tiene frente a los sentimientos de los personajes del cuento, te dará una idea de como se siente él en la misma situación.

Como se puede ver, los cuentos infantiles son importantes por varias razones y forman una parte vital del proceso de crecimiento. Ser parte de ese proceso puede levantar en los escritores una sensación de satisfacción, además de pasárselo bien durante el proceso de escritura.